Queridos amigos, ¿os imagináis una comida familiar con una mesa repleta de dulces?, primer plato polvorones, segundo galletas de chocolate y de postre… jijijijijiji Más de uno pensará que no estaría mal pero no debería de ser jijiijijijiji Así que aquí os dejo un aperitivo. Diría que es como los postres pero en salado. Mucha variedad, en pequeña escala, un picoteo de distintos sabores, todo mezclado en un bocado pequeño y delicado. Tampoco no hay que poner mucha cosa pues luego al plato principal le quitaría protagonismo después de que es el que más cuesta de preparar ¿cierto? A quién no le ha pasado que cuando llega la hora de poner la carne o el pescado más de uno le dice que no le ponga o que sólo un trocito… Hemos de poner las cantidades justas en cada paso. Por si os apetece, os pongo uno que desde luego le gustará a todo el mundo. Es un hojaldre salado, con gambitas y beicon. Fácil de preparar y que de seguro os quedará fenomenal en la mesa. ¿Lo anotáis?

Vais a necesitar


Masa de hojaldre (la prefiero fresca, las que venden en las neveras sin congelar. La marca es lo mismo, contra más barata mejor, jijijiji)
Tomate frito
Un paquetito de gambas pequeñas peladas y congeladas
Dos tarrinas de beicon a tiras.
Pimienta recién molida
1 cebolla y un diente de ajo
Aceite de oliva para freír

¿Cómo lo he hecho?




  1. Primero he puesto en una sartén el aceite de oliva, un chorrito y cuando se ha calentado le he puesto la cebolla bien picada junto al ajo. Lo he dorado y le he puesto las gambitas previamente descongeladas y bien escurridas, pues sueltan un agua que no nos interesa.


  2. Le damos vueltas hasta que se hagan (2-3 minutos) a fuego medio.


  3. Le añadiremos el beicon a tiras. Como éstas son algo largas yo lo he cortado a taquitos. También podéis utilizar beicon normal, en paquetes grandes, pero este os será más cómodo.


  4. Cuando ya esté todo dorado apartamos del fuego.


  5. Ponemos la masa de hojaldre bien extendida y le untamos una capa de tomate frito, por todas partes, incluyendo los bordes. Una vez haya templado la mezcla de las gambitas lo incorporamos poco a poco, en una capita fina sobre el tomate.


  6. Vamos enrollando con muuuucho cuidado. Cuando ya esté bien enrollado, cortamos trozos de unos dos centímetros. Colocamos sobre la bandeja del horno con papel sulfurizado previamente calentado a 180º unos 10 minutos. Tenemos que tener cuidado de que no se nos queme.

Bueno, espero os haya gustado la idea. Ya me contaréis… Por cierto, ¿Ya vais anotando lo que os hace falta para estas fiestas o lo lleváis muy bien guardadito en la cabeza…?
Un beso bien cariñoso…
Sra. Claus

4 comentarios:

dolorss dijo...

Muchas gracias Sra. Claus, como van a lucir en mi mesa... y a desaparecer claro.

Petons

Gemma dijo...

Facilita y rica, rica.

Muas!

Reme y Núria dijo...

Apuntada queda, Sra Claus
Besos

La Gata Curiosa dijo...

Sencillo pero rico, tiene muy buena pinta.


Besos.

http://lacocinadelagatacuriosa.blogspot.com/

 
Mis recetas navideñas 2011 © 2008. Template Design By: SkinCorner